Visita al Castillo de San Felipe de Lara

Una de las paradas que realizamos en la excursión en lancha por el Cañón del Río Dulce antes de llegar a Livingston para pernoctar, fue aquí, en el Castillo de San Felipe de Lara. Constituye uno de los principales atractivos turísticos del departamento de Izabal.
El Río Dulce

El Castillo de San Felipe de Lara tiene un pequeño embarcadero para dar acceso a través del río Dulce, aunque también se puede llegar por tierra. El castillo está rodeado de césped y una zona de merendero con mesas de madera y barbacoas, donde había gente comiendo y bañándose en la orilla. Constituye un lugar de recreo para los guatemaltecos que viven en los alrededores.

El Castillo de San Felipe de Lara se construyó a principios del siglo XVI, para defender la zona más ancha del río de los ataques y saqueos de los piratas, pues éste es lugar más vulnerable, y de paso obligado entre Puerto Barrios y Livingston. El castillo también fue atacado en numerosas ocasiones y reconstruido y reforzado varias veces. La torre más antigua que se conserva es la Torre Bustamante, del año 1604. En la actualidad está declarado Monumento Histórico.

El Castillo de San Felipe

El castillo puede visitarse en su interior, aunque las distintas dependencias están completamente vacías. Nosotros tuvimos el privilegio de comer allí, pues utilizando una de estas salas la organización del viaje nos había preparado un catering. Después proseguimos por el Río Dulce hasta llegar a Livingston, donde veríamos un curioso espectáculo de danzas garífunas.
Más información:
El Golfete – Río Dulce
+502(7)9470661
-Horario: De 8.00 a 17.00h
-Entrada: 1 euro.