Día 1º, Domingo: Navegación

Nuestro primer día a bordo del Pacific Dream fue día entero de navegación, teníamos que llegar del puerto de Santo Domingo (República Dominicana) al puerto de Castries (capital de la isla de Santa Lucía). Fue una buena ocasión para conocer el barco a fondo, y entablar contacto con nuestros compañeros de mesa, a los que habíamos conocido durante la cena del día anterior.

Aunque un día entero en el barco pueda parecer aburrido y tedioso, se nos pasó en un suspiro. Tras un opioso desayuno en la terraza del buffet Panorama y deshacer la maleta, fuimos a explorar cada rincón del buque: el teatro, las piscinas, los múltiples bares, el casino, el spa, el gimnasio,  la galería comercial, la discoteca, etc. También aproveché para pedir hora para un masaje con piedras calientes en el Spa, a última hora de la tarde; ¡me dejó como nueva! (los masajes son de pago, me costó 55 USD).

Durante todo el día hubo varias actividades de animación, y entre éso, conocer el barco, el masaje, y disfrutar del sol y de las piscinas, enseguida se hizo de noche. Fuimos a cenar y después a ver el espectáculo nocturno mientras tomábamos unos mojitos. Enseguida entablamos amistad con algunos de nuestros compañeros de mesa, y ya desde el primer día hicimos “pandi” con ellos e íbamos juntos a todas partes.

Ah! durante el espectáculo no se sirven copas para no interrumpir, así que nosotros pedíamos 2 o 3 al comenzar, jajaja.

<<<< Ver el INDICE del Diario de Viaje del Crucero >>>>