Mesón El Rey del Jamón II (León)

PARA SALIR RODANDO


Este restaurante se localiza en el Paseo Salamanca, pilla un poco a desmano del centro de la ciudad, ya que está al otro lado del río, pero merece la pena acercarse hasta allí. Hay autobús urbano, peo dado el funcionamiento del transporte público en esta ciudad (los autobuses pasan cada media hora, si se acuerdan…) lo mejor es ir en coche (no hay problemas de aparcamiento), o andando (unos 20 minutos desde la plaza de Santo Domingo. Está siempre a tope, así que obligatoriamente hay que reservar.

La decoración es rústica, tipo mesón, y tiene bastante capacidad pues es un comedor muy grande. Nada más entrar se encuentra una pequeña zona de barra, aunque no dispone de servicio de bar ni cafetería, por lo que no encontraréis ahí al personal. Al principio cuesta bastante que te vean y te hagan caso para acomodarte en una mesa.

La carta es amplísima: entrantes, raciones, primeros, segundos lo que queráis, pero especialmente la parrillada de carne, y en temporada la cecina de chivo de Vegacervera. Las raciones son descomunales, casi para hacer plato único. Están muy bien los distintos tipos de menús, que no son otra cosa que distintas opciones de combinación de los distintos platos que tienen en su carta (no es un menú del día). Tienen unos 20 menús diferentes, y los hay para 2, 3, 4 o 6 personas. Esto es ideal para grupos, ya que te ponen los platos de que se compone el menú, y ya con un precio cerrado. Un ejemplo puede ser: mejillones en salsa, fritos variados, ensaladilla rusa o ensalada, y parrillada de carne (creo que llevan algo más de picar pero no recuerdo el qué).

Hay que tener cuidado porque si os atiende el dueño, que siempre está por allí currando como un camarero más, os liará y os servirá lo que él quiera (qué labia tiene!). No es que esto esté mal (al revés porque siempre os traerá lo mejor), pero a lo mejor no es lo que vosotros queréis. A mi por ejemplo no me gusta el arroz, y el señor empeñado en traernos un plato de paella, que dijimos que no, y al final acabó trayendo diciendo que no podíamos dejar de probarla (no nos la cobró), y la verdad, he de reconocer que la probé y es la mejor que he comido en mi vida. Vamos, que casi me acaba gustando el arroz! Vergüenza me daba.

Cualquier menú va siempre acompañado de una enorme fuente de patatas panaderas con pimientos fritos. Pero cuidado, porque le suelen echar por encima un guiso de morro y oreja con salsa, que si no os gusta os fastidiará la fuente entera, así que podéis advertir que os lo ponga sin eso.

El precio me parece tirado, creo que por unos 18 euros por persona, pero es que si pedís para dos, coméis tres e incluso cuatro. Mirad las fotos y las cantidades, porque es para flipar.

En definitiva, un sitio totalmente recomendable a pesar de su situación. Todo riquísimo, cantidades ingentes de comida, muy buen trato, y precio más que asequible, sobre todo para cenas de grupos.

CONTACTO:

Dirección: Paseo Salamanca 65
24009 León
Teléfono: +34(987)233799
Horario: De 12,30 a 17,00 y de 20,30 a 0,00h. Cierra los lunes

Mi última visita: Diciembre 2008