Qué ver en el centro histórico de Valencia

Valencia es mucho más que el Parque de las Artes y las Ciencias. Situada a orillas del Turia, la capital de la Comunidad Valenciana posee uno de los cascos históricos más grandes de España, atesorando un rico patrimonio histórico y monumental. Hoy vamos a dar un paseo por la Ciutat Vella para descubrir 15 lugares de imprescindible visita en el centro histórico de Valencia.

Plaza de la Virgen, centro histórico de Valencia

Plaza de la Virgen, epicentro del centro histórico de Valencia

Pero antes, conozcamos un poco sobre su historia: Valencia es una ciudad de origen romano, fundada en el año 138 a.C. con el nombre de Valentia Edetanorum. Los visigodos llegaron después, pero poco duró su hegemonía en la zona. A principios del siglo VIII los musulmanes se hicieron fuertes en el territorio y no se marcharían de él hasta que el Rey Jaime I los expulsara en 1238. Desde entonces, los monarcas cristianos han gobernado en tierra valenciana aunque la herencia árabe se hace bien patente en estos lares: se puede ver en las calles, en el sistema de riego, en su gastronomía… y en el arte. Cuando uno menos se lo espera, hasta las palabras delatan que esta fértil tierra una vez fue mora.

Desfile histórico en la Feria de Julio, Valencia

Durante la Feria de Julio hay desfiles que representan el pasado histórico de Valencia

 

15 visitas imprescindibles del centro histórico de Valencia

1. Estación del Norte

Nuestro recorrido por el centro histórico de Valencia puede comenzar en la Estación del Norte. Este gran edificio modernista de la arquitectura del hierro fue diseñado por el arquitecto local Demetrio Ribes Marco y está declarado Monumento Histórico-Artístico.

Azulejos de la Estación del Norte de Valencia

Paneles de azulejos en la modernista Estación del Norte

Observa con detenimiento cada detalle, grandes ventanales, marquesinas, brillantes mosaicos de trecandís, numerosas piezas de cerámica vidriadas… o la sala decorada con unos preciosos paneles de azulejos realizados Gregorio Muñoz.

 

2. Plaza del Ayuntamiento y Palacio de Comunicaciones

En tan solo unos pasos llegaremos a la Plaza del Ayuntamiento, donde se emplazan el Consistorio y el Palacio de Telecomunicaciones (o Correos).

Desde 1934 el Ayuntamiento de Valencia se encuentra donde lo ves en la actualidad, en un gran edificio que en origen fueron dos: las antiguas Escuelas del Arzobispo Mayoral, también conocidas como Casa de la Enseñanza, y uno nuevo ideado más tarde, ya entrado el siglo XX. De su exterior destaca la torre del reloj, sus dos cúpulas elípticas de teja, y el balcón central. De su interior es especialmente bonito el Salón de Cristal y el de Sesiones. El Ayuntamiento es a la vez Consistorio, Museo Histórico y Archivo Municipal.

Ayuntamiento de Valencia

Ayuntamiento de Valencia

Frente a él se alza el Palacio de Comunicaciones, más conocido como Edificio de Correos, un gran edificio que viste orgulloso el escudo de la ciudad de Valencia. No te pierdas admirar su tímpano, sus cinco esculturas representan los cincos continentes: África, América, Asia, Europa y Oceanía. Por los atributos sabrás cuál es cual.

Palacio de Comunicaciones o Correos de Valencia

Palacio de Comunicaciones o Correos de Valencia

 

3. Museo Nacional de Cerámica (Palacio del Marqués de Dos Aguas)

Este edificio en sí mismo es una maravilla y bien merece la pena una visita. Seguro que su fachada no te dejará indiferente, especialmente su portada de alabastro. No en vano, el Palacio del Marqués de Dos Aguas está considerado uno de los edificios más representativos del barroco nacional.

Fachada del Palacio del Marqués de Dos Aguas, Valencia

Impresionante fachada de alabastro del Palacio del Marqués de Dos Aguas

Fue construido a finales del siglo XV y reformado a mediados del XVIII. Sus salones están decorados con estucos y pinturas murales, y conservan parte del mobiliario original.

Salón del Palacio del Marqués de Dos Aguas, Valencia

El Palacio del Marqués de Dos Aguas conserva su mobiliario original

En su interior alberga el Museo Nacional de Cerámica y de las Artes Suntuarias González Martí, que cuenta con piezas de cerámica datadas en épocas prehistóricas, y otras mucho más modernas, como las realizadas por Pablo Picasso. También podrás ver en este museo una amplia colección de mobiliario, indumentaria y pintura, todos ellos de tradición valenciana.

Diseños de Picasso en el Museo Nacional de Cerámica de Valencia

Diseños de Picasso en el Museo Nacional de Cerámica de Valencia

 

4. Plaza Redonda o Clot

La restaurada Plaza Redonda o Clot, antaño conocida como Plaza Nueva o del Cid, sorprende a muchos visitantes pues pocos se esperan que en el interior de una manzana de viviendas se abra una coqueta y luminosa plaza de planta circular como ésta. Fue construida por Salvador Escrig en 1840.

Plaza Redonda, centro histórico de Valencia

Plaza Redonda

En sus bajos encontrarás numerosos comercios, casi todos dedicados al textil, artesanías, y souvenirs, así como bares donde tapear. Los domingos esta plaza se trasforma en un colorista mercado de animales, cuadros y grabados, música, baratijas y enseres diversos.

Atraviesa el Clot hasta llegar a la Plaza Lope de Vega. Allí encontrarás un curioso edificio conocido como El Metro, cuya fachada de apenas 107 centímetros es la más estrecha de Europa.

El Metro, el edificio más estrecho de Europa

El Metro, el edificio más estrecho de Europa, está en Valencia

 

5. Mercado Central

Bullicioso y colorido, así es el Mercado Central de Valencia, el mayor de Europa dedicado a productos frescos. Disfruta perdiéndote entre sus más de 300 puestos de verduras, hortalizas, carnes, quesos, pescados, mariscos, especias, etc.

De compras en el Mercado Central de Valencia

De compras en el Mercado Central de Valencia

Esta catedral del comercio tradicional es un edificio de traza modernista cuya estructura combina el hierro, el ladrillo, la piedra de Buñol, el mármol, los azulejos y mosaicos, y el cristal. Está considerado como uno de los más bellos de Europa y máximo exponente para conocer la idiosincrasia valenciana. No olvides que solo está abierto por las mañanas (de 7 a 15h), y cierra los domingos.

Mercado Central de Valencia, edificio modernista

El Mercado Central de Valencia es un precioso edificio modernista

 

6. Lonja de la Seda o de los Mercaderes

Patrimonio de la Humanidad desde 1996, la Lonja de la Seda o de los Mercaderes es uno de los monumentos más representativos de Valencia y del estilo gótico civil europeo que demuestra la riqueza del Siglo de Oro valenciano (XV). La encontrarás justo enfrente del Mercado Central y es, sin duda, una de las visitas imprescindibles en Valencia.

Sala Columnario de la Lonja de la Seda, Valencia

Sala Columnario de la Lonja de la Seda

La Lonja de la Seda se compone de cuatro partes: la Torre (utilizada como calabozo), la Sala del Consulado del Mar o Cámara Dorada (con un magnífico artesonado de madera policromada), el Patio de los Naranjos y el Sala de Contratación o Salón Columnario (sus columnas de más de 17 metros de altura son impresionantes). No te pierdas los detalles escultóricos presentes en puertas, ventanas y gárgolas del edificio.

 

7. Iglesia y torre de Santa Catalina

Otra de las visitas imprescindibles en el casco histórico de Valencia es la iglesia y torre de Santa Catalina, un templo de estilo gótico levantado sobre los restos de una mezquita anterior. Su alta torre campanario de planta octogonal es visible notablemente desde cualquier punto de la Ciutat Vella.

Torre de Santa Catalina, centro hstórico de Valencia

Torre de Santa Catalina, emblema del centro histórico de Valencia

Tras la visita a la iglesia, aprovecha para tomar una horchata con fartons en la Horchatería el Siglo o en la Horchatería Santa Catalina, dos de los establecimientos más antiguos y tradicionales de la ciudad.

Horchata con fartons, Valencia

Imprescindible tomar una horchata con fartons

 

8. Plaza de la Reina, Catedral de Santa María y Miguelete

La Plaza de la Reina es una de las más alegres y concurridas de Valencia, y está dedicada a la reina María de las Mercedes de Orleans, ilustre dama y fugaz esposa del rey Alfonso XII. Desde ella se puede entrar a la Catedral de Santa María, conocida popularmente como “La Seu”.

Catedral de Valencia, en la Plaza de la Reina

Catedral de Valencia, en la Plaza de la Reina

El gótico mediterráneo español es el estilo constructivo predominante de esta catedral, pero dada su dilatada construcción en el tiempo, también contiene elementos del románico, del gótico francés, del renacimiento, del barroco y del neoclásico. El edificio se compone de tres naves, con crucero cubierto con cimborrio, girola con ocho capillas, y un ábside poligonal.

Cuadros de Goya, Catedral de Valencia

En la Catedral de Valencia hay dos cuadros de Goya

En su interior es interesante la Capilla de la Resurrección, donde se expone el brazo incorrupto de San Vicente Mártir, así como los dos cuadros de Goya (1788) que se conservan en la capilla lateral de la parte derecha de la nave central dedicada a San Francisco de Borja.

Capilla de la Resurrección y brazo de San Vicente Mártir, Seu de Valencia

Capilla de la Resurrección, con el brazo incorrupto de San Vicente

Algunos dicen que en la catedral de Valencia se encuentra también el Santo Grial, en rivalidad con el Museo de San Isidoro de León.

Santo Grial, Catedral de Valencia

¿El Santo Grial está en la Catedral de Valencia?

De la catedral no puedes irte sin encaramarte al Miguelete (el Micalet), uno de los campanarios más famosos de España. Coronar sus 70 metros de altura requiere subir un total de 203 peldaños por una estrechísima escalera de caracol. Cuesta un poco pero merece la pena admirar desde su terraza toda la ciudad, y si el día es claro podrás llegar a ver el Desierto de las Palmas (Castellón).

El Miguelete, torre de la Catedral de Valencia

El Miguelete, la torre campanario de la Seu valenciana

 

9. Plaza de la Virgen

La Plaza de la Virgen o Plaça de la Mare de Déu es uno de los enclaves más significativos del casco histórico de Valencia, cuyas cafeterías y terrazas congregan diariamente a numerosos turistas y valencianos.

Preside esta plaza la Fuente del Turia, una representación alegórica del río Turia, esculpida por Manuel Silvestre Montesinos en 1976. El hombre de bronce sería el río, y las ocho figuras femeninas desnudas y con tocado de labradoras valencias que lo rodean representarían las ocho acequias principales que riegan la Vega de Valencia.

Fuente del Turia y Basílica de los Desamparados, Plaza de la Virgen, Valencia

Fuente del Turia y Basílica de los Desamparados, en la Plaza de la Virgen

En la Plaza de la Virgen se hallan algunos de los principales edificios de la urbe, tales como la Real Basílica de la Virgen de los Desamparados (templo de planta elíptica que alberga la imagen de la patrona de la ciudad), o el Palau de la Generalitat.

Basílica de la Virgen de los Desamparados, Plaza de la Virgen de Valencia

Basílica de la Virgen de los Desamparados, patrona de Valencia

En ella se emplaza también la catedralicia Puerta de los Apóstoles, un lugar en el que aún sigue reuniéndose, cada jueves a las 12 de la mañana, el Tribunal de Aguas (declarado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO), una reliquia secular de la administración de justicia correspondiente al derecho de aguas en la huerta de Valencia. Un acto muy curioso de ver.

Puerta de los Apóstoles de la Catedral de Valencia

Frente a la puerta de los Apóstoles de la Catedral de Valencia se reúne el Tribunal de las Aguas

 

10. Plaza de L’Almoina y Museo Arqueológico

En el lugar de la Plaza de L’Almoina estuvo en su día el foro romano (138 a.C.) de la antigua Valentia. Bajo ella se esconden los numerosos restos arqueológicos de las distintas civilizaciones que históricamente han habitado la ciudad (romana, visigoda e islámica). Para descubrirlos deberás visitar el Museo Arqueológico que allí se encuentra.

Museo Arqueológico de L Almoina, Valencia

Museo Arqueológico de L’Almoina

 

11. Cripta de la cárcel de San Vicente Ferrer

Uno de los lugares más curiosos que deberías visitar en el centro histórico de Valencia es la Cripta de la cárcel de San Vicente Ferrer, personaje martirizado en Valencia a principios del siglo IV. En el subsuelo de un edificio que formaba parte del conjunto episcopal (acceso por la Plaza del Arzobispo) se emplaza una capilla de época visigótica construida para albergar los restos mortales de algún prelado.

Cripta Arqueológica de la Cárcel de San Vicente, Valencia

Cripta Arqueológica de la Cárcel de San Vicente

Para conocer bien la historia de este lugar, así como su vinculación con San Vicente Ferrer, es más que recomendable realizar la visita guiados por el audiovisual multimedia. Al principio, la cripta se queda completamente a oscuras, y a medida que va avanzando el relato se van iluminando distintas zonas que van guiando tus pasos. Dura unos 25 minutos.

 

12. Torres de Serranos

Las Torres de Serranos son un buen y claro ejemplo de la arquitectura gótica militar de Valencia. Al igual que las Torres de Quart, estas dos robustas torres gemelas formaron antiguamente parte de la muralla bajomedieval de la ciudad, derruida a mediados del siglo XIX.

Torres y Puente de Serranos, Valencia

Torres y Puente de Serranos, acceso al centro histórico de Valencia

Algo recomendable es subir a estas robustas torres -consideradas la entrada principal de la ciudad- para observar desde sus almenas una apacible panorámica del puente de Serranos y del antiguo cauce del Turia.

 

13. Museo de Bellas Artes

Si te gusta la pintura, no debes perderte visitar el Museo de Bellas Artes de Valencia, una de las más ricas pinacotecas de España que reúne obras góticas, flamencas, renacentistas… de los siglos XIV al XX.

Tiene relevancia internacional su colección de tablas góticas de los siglos XIV y XV, aunque sus joyas más famosas son el Autorretrato de Velázquez, y la Virgen con el Niño y donante del italiano Pinturicchio.

Autorretrato de Velázques, Museo de Bellas Artes, Valencia

Autorretrato de Velázquez, el cuadro más célebre del Museo de Bellas Artes de Valencia

También hay una sala dedicada íntegramente al pintor valenciano Joaquín Sorolla, que reúne 42 de sus obras.

 

14. Casa Museo Benlliure

La Casa Museo dedicada al pintor valenciano José Benlliure Gil está ubicada en la que un día fue su casa de verdad, un edificio levantado en 1883. Sirve a la vez para repasar la trayectoria de una de las sagas de artistas valencianos más importantes del siglo XIX, y para enseñar cómo vivía una familia de la alta burguesía en aquella época. Interesante.

Casa Museo Benlliure, Valencia

Casa Museo Benlliure

 

15. Mercado Colón

El rehabilitado Mercado de Colón es un edificio modernista declarado Monumento Nacional. Fue construido por el arquitecto Francisco Mora Berenguer a principios del siglo XX, entre los años de 1914 y 1916, y en la actualidad es un sitio ideal para poner el broche de oro a un duro día de turisteo por el casco histórico de Valencia, pues está repleto de cafeterías y horchaterías con un ambiente muy chic.

Mercado Colón, modernismo en Valencia

Mercado Colón, ejemplo del modernismo valenciano

 

Para saber más: Monumentos del centro histórico de Valencia en la web de Turismo Valencia.

Un último consejo: Adquiere la Valencia Tourist Card de 24, 48 o 72 horas. Con esta tarjeta turística tendrás la entrada gratuita a la mayoría de museos y monumentos de la ciudad, así como transporte urbano ilimitado durante el período que hayas elegido.

 

En el siguiente artículo te doy algunas recomendaciones más para planear una Escapada a Valencia en 4 días.