Que ver en La Laguna, ciudad Patrimonio de la Humanidad

El 5º día del minubetrip 7 días 7 islas lo pasamos en Tenerife, la isla más extensa de Canarias y uno de los principales destinos turísticos de España. Tenerife es una isla de origen volcánico con una abrupta orografía y una gran variedad climática (“la isla de la eterna primavera”), y posee dos lugares declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO: la ciudad de San Cristóbal de La Laguna y el Parque Nacional de las Cañadas del Teide, que por supuesto visitamos.

La Laguna, Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO

Llegamos desde La Palma en un vuelo de Binter Canarias al aeropuerto de Tenerife Norte – Los Rodeos, situado a las afueras de San Cristóbal de La Laguna. Tras hacer el checkin en el Hotel Laguna Nivaria comenzamos nuestro paseo por la que fuera la capital de la isla hasta el año 1843, cuyo casco histórico mantiene intactos sus múltiples edificios religiosos y palacios señoriales.

Hotel Laguna Nivaria

La declaración de La Laguna como Bien Cultural Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1999 se debe a 3 razones:
* Su trazado fue realizado en el siglo XV gracias a los conocimientos de la navegación de la época, y desde entonces ha permanecido inalterable. El primer plano cartográfico de la ciudad fue realizado por Leonardo Torriani a finales del siglo XVI.
* Es el primer ejemplo de ciudad colonial no fortificada (“ciudad-territorio”).
* El buen estado de conservación de más de 600 edificios de arquitectura mudéjar.

Casco histórico de San Cristóbal de La Laguna

Comenzamos la ruta en la plaza más popular de La Laguna, la Plaza del Adelantado, que conserva varios edificios de gran valor histórico: el Ayuntamiento (con fachada de cantería neoclásica construido en 1546), la Ermita de San Miguel (de 1506, actual sala de exposiciones), el Convento de Santa Catalina de Siena (fundado a principios del XVII, que conserva importantes retablos barrocos), el Palacio de Nava (con una bonita fachada de cantería), y la Casa de Anchieta (sede del obispado de Tenerife).

Plaza del Adelantado y Ermita de San Miguel

La Laguna tiene el privilegio de contar con señoriales construcciones de gran valor arquitectónico, que son reflejo de la historia de la ciudad, fundada en el siglo XVI. Entre ellas destacan la Casa del Corregidor (siglo XVI, con valiosos escudos en la fachada), la Casa de los Capitanes Generales o de Alvarado Bracamonte (siglo XVII, sede de la oficina de turismo), el Palacio de Nava, la Casa Montañés (de 1746, con un bonito patio interior canario) y el Palacio Lercaro, inmueble renacentista que es actualmente la sede del Museo de Historia y Antropología de Tenerife – MHAT.

Casa Montañés: patio canario

San Cristóbal de La Laguna tiene también abundantes edificios religiosos, siendo los más sobresalientes la Catedral de Ntra Sra de los Remedios (siglo XVI), el Real Santuario del Santísimo Cristo de La Laguna (que guarda una de las tallas más veneradas de la isla), la Iglesia de Santo Domingo, y la majestuosa Iglesia de Ntra Sra de la Concepción (siglo XVI), en la que destaca su esbelta torre de piedra de 6 cuerpos (a la que se puede subir).

Torre de la Iglesia de la Concepción

La Laguna tiene el honor de contar con la Universidad con más solera de Canarias, pues su origen se halla en 1701, fecha en la que se creó un centro religioso de estudios superiores. El Instituto de Canarias Cabrera Pinto, establecido en el antiguo Convento de San Agustín, fue durante mucho tiempo el único instituto de enseñanza secundaria del archipiélago canario, donde estudiaron célebres personajes como Benito Pérez Galdós. Actualmente alberga una sala de exposiciones y el museo de historia natural.

Instituto Cabrera Pinto, en el ex Convento de San Agustín

Tras dedicar buena parte de la mañana a pasear por San Cristóbal de La Laguna emprendimos viaje hacia el centro de la isla para visitar el P.N. de las Cañadas del Teide. De camino a Las Cañadas hicimos una parada en el Mirador de Ortuño para ver el mar de nubes, y en el Mirador de La Tarta, donde se aprecia un impresionante juego de colores de las capas volcánicas.

El mar de nubes

La comida fue en el Parador Nacional de Turismo, situado en el cráter natural de Las Cañadas del Teide, a más de 2.000 metros sobre el nivel del mar. Es la única edificación dentro del Parque Nacional, cuyo interior recrea el ambiente de una acogedora casa de alta montaña. Comimos el menú 20-11 de Paradores, platos de cocina casera y de siempre basados en el almanaque culinario: un aperitivo de croquetas variadas, sorbete de kiwi y aguacate, crema de calabaza, cherne a la parrilla con tomate asado, y flan de postre.

Parador Nacional de Las Cañadas del Teide

Tras la comida contemplamos el espectacular paisaje del Valle de Ucanca y la imagen más fotografiada del volcán Teide desde Los Roques de García.

Teide y Los Roques de García

Después emprendimos ruta hacia la parte norte de la isla tinerfeña para visitar por la tarde Garachico, un pueblo resurgido de las cenizas.

MÁS INFO SOBRE TENERIFE:

Todo Tenerife, información turística de Tenerife.
Página oficial de promoción turística de Tenerife
Ayuntamiento de La Laguna
Turismo de La Laguna
La Laguna en la UNESCO
El Teide en la UNESCO
Parque Nacional del Teide
Parador de Las Cañadas del Teide