Ruta del mudéjar en Valladolid

Como capital de la ruta del mudéjar en Valladolid, Olmedo es un buen punto de partida para iniciar un recorrido por algunos pueblos de la provincia vallisoletana que albergan interesantes iglesias mudéjares de gran valor artístico, como Pozáldez, Alcazarén, Muriel de Zapardiel, Fresno el Viejo, Íscar y Mojados.
Luz de tarde sobre muro mudejar

Pozáldez

La Iglesia de San Boal de Pozáldez se emplaza en la zona alta del pueblo, sobre los restos de un castillo, y conserva parte de la antigua edificación mudéjar levantada en la segunda mitad del siglo XIII. El ábside es un perfecto semicírculo, adornado con series de arcos ciegos realizados en ladrillo, y sobre la cual se eleva una enorme torre barroca.
Iglesia de San Boal Pozaldez
Iglesia de San Boal de Pozáldez
El interior, de una sola nave con varias capillas laterales, es de estilo herreriano. Alberga varios retablos neoclásicos con esculturas y lienzos, así como un órgano rococó de 1779 y una bella tribuna renacentista de mediados del siglo XVI tallada en madera de pino.

Alcazarén

La Iglesia de San Pedro es el templo más antiguo de Alcazarén, salvado de la ruina en el año 2000. Construido en el siglo XIII, aún conserva su magnífica cabecera románico mudéjar, aunque lamentablemente se perdieron las pinturas al fresco que decoraban su interior.
Iglesia de Alcazaren
Iglesia de San Pedro, Alcazarén
Actualmente es el Centro Cultural del pueblo, por lo que si deseas ver el patrimonio que encerraba, deberás acercarte a la Iglesia parroquial de Santiago (donde fueron trasladados sus retablos y esculturas) y a la ermita del Cristo del Humilladero, a la que se llevó el retablo mayor.

Muriel de Zapardiel

Declarada Monumento Nacional, la Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción de Muriel de Zapardiel es de estilo románico mudéjar. Fue construida en el siglo XII sobre una primitiva fortaleza templaria, bajo la advocación de Nuestra Señora del Castillo y de San Juan.
Iglesia Asuncion, Muriel Zapardiel
Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción de Muriel de Zapardiel
Tiene la particularidad de que la torre se encuentra separada de la iglesia, ya que era una torre vigía. En el exterior (al lado izquierdo del templo) se ha encontrado una necrópolis medieval compuesta por una serie de tumbas con paredes de ladrillo excavadas en la tierra.
Torre de vigilancia - Vista general
Torre vigía

Fresno El Viejo

El principal monumento de Fresno El Viejo es la Iglesia de San Juan Bautista, un templo románico mudéjar de planta basilical levantado en el año 1157. Fue construida por la Orden Hospitalaria de San Juan de Jerusalén, bajo el reinado de Doña Urraca.
Iglesia de San Juan Bautista, Fresno el Viejo
Iglesia de San Juan Bautista, Fresno El Viejo
En su interior caben destacar las pinturas murales que representan la vida de San Juan Bautista, y un conjunto pictórico con Pantocrátor gótico en la bóveda del ábside mayor.

Íscar

La ruta del mudéjar de Valladolid llega a Íscar de la mano de la Iglesia de Santa María de los Ángeles, declarada Monumento Histórico Nacional. Conserva la cabecera románico mudéjar de finales del siglo XIII, aunque el resto de la edificación es de estilo gótico.
Iglesia Santa Maria Angeles, Iscar
Iglesia de Santa María de los Ángeles, Íscar
En su interior destaca el magnífico retablo mayor, plateresco (siglo XVI), que consta de 12 pinturas sobre tabla, con escenas de la vida de la Virgen. Alberga las esculturas de Santa María de los Mártires (siglo XVI), San Pedro Apóstol (siglo XVIII), y una Piedad de alabastro, gótica (siglo XVI).
No te pierdas visitar el Castillo de Íscar (siglo XV), y su esbelta Torre del Homenaje, única por su planta pentagonal.

Mojados

La joya monumental de Mojados es la Iglesia de San Juan, de estilo mudéjar. Su ábside está considerado uno de los más elegantes del mudéjar castellano, a pesar de su sobriedad decorativa. Levantada a finales del siglo XIII, consta de una sola nave de planta rectangular, a la que se adosa una esbelta torre campanario.
Iglesia de San Juan Mojados
Iglesia de San Juan, Mojados
Pero Mojados tiene otro templo mudéjar: la Iglesia de Santa María, construida en el siglo XIV aunque reformada posteriormente. Consta de tres naves separadas por robustos pilares cilíndricos. El ábside es lo más interesante del templo, revestido de yeso y con tres bandas superpuestas.
MÁS INFORMACIÓN:

Ruta del mudéjar